title=

Viernes 12 de Noviembre de 2021 | Matutina para Jóvenes | Cómo dar malas noticias

Jóvenes noviembre 12, 2021
Escuchar el Post
Tiempo de lectura: 2 minutos

Cómo dar malas noticias

“Desde entonces comenzó Jesús a advertir a sus discípulos que tenía que ir a Jerusalén y sufrir muchas cosas a manos de los ancianos, de los jefes de los sacerdotes y de los maestros de la ley, y que era necesario que lo mataran y que al tercer día resucitara” (Mat. 16:21, NVI).

Recuerdo que, en la carrera de Medicina, una de las materias nos preparaba para dar malas noticias a los pacientes. Había que tener varios factores en cuenta y nunca era una tarea fácil, pero comprendía parte de la responsabilidad, el compromiso y la confianza del vínculo establecido.

Jesús, antes de comunicar de forma más detallada su lóbrego futuro temporal, se aisló para orar y pedir fortaleza para los discípulos. Luego, curiosamente, aunque premeditadamente y con más de un objetivo en mente, les hizo una pregunta para confirmar su fe.

Los discípulos aún no estaban completamente listos para separarse de su Maestro. A pesar de la fe que tenían y de todo lo que lo habían visto hacer, estaban sumergidos en una sociedad que mayormente dudaba de la naturaleza y la misión de Jesús. ¿Cómo podría este puñado de hombres hacerle frente a todos los embates del enemigo y sus huestes?

Pedro personificó las dos opciones: la de la fe, al decir: “Tú eres el Cristo, el Hijo del Dios viviente”, contestando quién creían ellos que era Jesús; y la de la duda, al decir: “Esto no te sucederá jamás”, refiriéndose a la muerte que Jesús tendría que sufrir.

Para la primera, hubo una bienaventuranza y una confirmación del plan divino para su iglesia y el liderazgo que Pedro tendría.

Para la segunda, hubo una de las reprensiones más duras que Jesús haya dado alguna vez: “¡Aléjate de mí, Satanás! Quieres hacerme tropezar; no piensas en las cosas de Dios, sino en las de los hombres” (Mat. 16:23, NVI).

Por supuesto que los discípulos no querían ver sufrir a su Señor. El motivo de su sacrificio era un misterio para ellos aún, o al menos la forma. Pero Jesús necesitaba ánimo en esta decisión, y comprensión de parte de ellos.

Hoy tienes la oportunidad de actuar de una de las dos formas, y puedes emplear esta sencilla prueba con tus amigos (aunque sea mentalmente), para asegurarte de que no te están llevando por caminos errados o diciéndote solo lo que es lindo escuchar a corto plazo. El sacrificio de Jesús puede ser un misterio, pero es el mejor misterio de todos y vale la pena vivir por él.

Te invitamos a unirte a nuestro grupo de Telegram – https://bit.ly/AD-TE o a nuestro grupo de WhatsApp – https://bit.ly/AD-WA. Allí tendrás noticias, recursos descargables, podcasts y mucho más.

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Ya que has encontrado útil este contenido...

¡Síguenos en los medios sociales!

¡Siento que este contenido no te haya sido útil!

¡Déjame mejorar este contenido!

Dime, ¿cómo puedo mejorar este contenido?

Deja un comentario