¿Qué lecciones de mayordomía se pueden aprender con las criptomonedas?

Educación octubre 7, 2022
Escuchar el Post
Tiempo de lectura: 4 minutos

Este activo digital está atrayendo la atención de los inversores de todo el mundo. (Foto: Shutterstock)

“Las riquezas de vanidad disminuirán; pero el que recoge con mano laboriosa las aumenta” (Proverbios 13:11).

Las inversiones en criptomonedas tienen promesas de retornos altos y rápidos, ¿pero es seguro invertir en ese mercado? ¿Existen riesgos para la salud financiera, emocional y espiritual?

Lea también:

Cómo el metaverso puede ser una oportunidad para la IglesiaRedes sociales: cómo usarlas estratégicamente para alcanzar a su audiencia

Hablar de inversiones en una época de crisis puede parecer incoherente, pero tiene sentido cuando existe la oportunidad de una multiplicación rápida de lo poco que se gana.

Las criptomonedas surgen como la esperanza financiera para un mundo en crisis económica, controlado por bancos millonarios y gobiernos que cobran cada vez más impuestos. Ellas prometen dar al ciudadano común el poder de multiplicar sus recursos y participar de la distribución de la riqueza de manera más justa. Miles de sitios y videos hablan de personas que se enriquecen de la noche a la mañana. ¿Pero será que eso es verdad?

Realidad

Aunque no se pueda negar que existe mucha gente ganando dinero honestamente con las criptomonedas, el número de los que pierden parece ser mucho mayor. Los noticieros informan diariamente el drama de las víctimas de fraudes, esquema piramidal, fondos de inversión fraudulentos, robos digitales, hacking, etc.

Por eso, cuando se piensa en invertir en criptomonedas es primordial conocer bien esa tecnología, o sea, no solo las ventajas, sino también los riesgos.

¿Qué es?

Las criptomonedas son un sistema de pago digital que no depende de bancos y gobiernos. En vez de dinero físico (como billetes de real, peso o dólar) que usted cambia por algo en el mundo real, los pagos en criptomoneda existen únicamente en el mundo digital, en un banco de datos en línea que registra las transacciones específicas (Blockchain).

Existe una enorme variedad de monedas digitales (Bitcoin, Ethereum, USDC, etc.). Estas pueden tener diferentes valores y presentar variados niveles de riesgo. Sin embargo, todas tienen algunos aspectos en común.

Características

Volatilidad. El mercado de criptomonedas es muy sensible e inconstante. En un solo día, una criptomoneda puede valorizarse mucho y en seguida perder valor.

Regulación. El uso de criptomonedas no está reglamentado en varios países. Eso significa que, en algunos casos de perjuicio, el inversor no estará amparado legalmente.

Seguridad. El usuario de criptomonedas es el único responsable por la seguridad de su dinero digital. Si pierde la contraseña de su billetera digital o es hackeado, no tendrá a quién recurrir.

Global. El mercado de criptomonedas no tiene barreras geográficas. Por eso, es muy sensible e influenciado por las crisis, noticias y rumores de todo el mundo.

24/7. A diferencia del mercado financiero tradicional, el mercado cripto funciona las 24 horas, todos los días del año, sin pausas para descansar. Eso exige una dedicación muy grande de tiempo del inversor que desea optimizar las ganancias y minimizar las pérdidas.

Sugerencias

A pesar de los riesgos, invertir en criptomonedas es una tendencia mundial. Varios bancos tradicionales ya están ofreciendo esa modalidad de inversión y algunos gobiernos están creando sus propias criptomonedas (el Real digital, por ejemplo). Sin embargo, antes de entrar en ese mundo, es importante hacer algunas reflexiones.

Estudiar. Antes de decidir invertir en criptomonedas, es importante conocer bien esa tecnología. Existen muchos libros, cursos, páginas web y videos gratuitos en Internet. No invierta sin antes entender bien cómo funciona ese mercado digital.

Ganancia fácil. Desconfíe de las promesas de ganancia rápida y exponencial. Existen muchos estafadores ofreciendo inversiones en criptomonedas, pero, en verdad, son viejos esquemas piramidales.

Prudencia. Invertir en criptomonedas todavía es muy arriesgado. No invierta todos los ahorros, los ahorros de la familia, el futuro de los hijos o el dinero de la iglesia. Si desea invertir, invierta una cantidad que no hará falta en caso de pérdida.

Adicción. Ese tipo de inversión puede generar adicción. Las emociones generadas por la expectativa de ganar y el miedo de perder pueden ser semejantes a los juegos de azar. Como el mercado de criptomonedas no duerme y ofrece muchas oportunidades, el inversor sin experiencia puede desarrollar la obsesión por las ganancias y mantenerse excesivamente atado a eso.

Emocional. Para algunas personas, el sentimiento de pérdida puede provocar dolor emocional. Las personas que sufren de ansiedad necesitan tener un cuidado redoblado. Invertir en criptomonedas exige paciencia y equilibrio para saber el momento exacto de invertir y retirar, así como tolerancia para soportar perjuicios.

Espiritualidad

Generalmente, los medios de comunicación no suelen asociar el asunto de las inversiones a la espiritualidad, pero existe una fuerte relación entre las dos áreas.

La Biblia tiene varios ejemplos de personas exitosas en sus inversiones, que eran activos en las cosas espirituales y fueron una bendición para la sociedad (Abraham, Booz, Job y otros). Pero, también hay historias de personas que se perdieron por el amor al dinero. (Nabal y el joven rico, por ejemplo).

En la parábola del rico insensato, en Lucas 12:13-21, Jesús destaca el riesgo de la avaricia y la ganancia. Él declara que “la vida del hombre no consiste en la abundancia de los bienes que posee”, y que es más importante “ser rico para con Dios”.

La escritora Elena de White dejó algunos consejos sobre inversiones arriesgadas:

“El deseo que algunos de nuestros hermanos poseen de ganar rápidamente medios económicos, los lleva a comprometerse en nuevas empresas y a invertir sus recursos, pero con frecuencia no se cumplen sus expectativas de ganar dinero. Y así pierden lo que habrían podido gastar en la causa de Dios. Hay una infatuación en esas nuevas empresas. Y a pesar de eso, este caso se ha repetido una vez tras otra. Tienen ante ellos el ejemplo de otros que han hecho inversiones y han fracasado rotundamente, y sin embargo son lentos en aprender. Satanás los engaña y los pone ebrios con la anticipación de ganancias” (Consejos sobre mayordomía cristiana, p. 247).

Para reflexionar

Invertir en criptomonedas todavía es algo arriesgado y exige mucho conocimiento y prudencia. Como cristianos, debemos reconocer que somos mayordomos de los recursos que Dios nos dio y debemos hacer un uso sabio, prudente y altruista. Las promesas de ganancias rápidas traen riesgos elevados, no solo para la salud financiera, sino también para la emocional y espiritual.

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 5 / 5. Recuento de votos: 1

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Ya que has encontrado útil este contenido...

¡Síguenos en los medios sociales!

¡Siento que este contenido no te haya sido útil!

¡Déjame mejorar este contenido!

Dime, ¿cómo puedo mejorar este contenido?