Permanecer cerca de Dios para evitar las tinieblas

Tiempo de lectura: 2 minutos

Orando en todo tiempo con toda oración y súplica en el Espíritu, y velando en ello con toda perseverancia y súplica por todos los santos. Efesios 6:18.

Algunos no son naturalmente piadosos, y por lo tanto deberían reforzar y cultivar el hábito de hacer un examen íntimo de su vida y sus motivos, y deberían fomentar de un modo especial el amor por los ejercicios religiosos y por la oración secreta. Con frecuencia se los escucha hablar de dudas e incredulidad, y se explayan en las prodigiosas luchas que han tenido que librar con sentimientos de incredulidad y duda. Se espacian en influencias desalentadoras como para afectar su fe, esperanza y valor en relación con la verdad y en el triunfo final de la obra y la causa en la cual están comprometidos, como si fuera una virtud especial encontrarse en el lado de los que dudan. SSJ 17.2

A veces parece que realmente se complacieran en insistir en la posición del infiel, y fortalecen su incredulidad con cada caso que pueden encontrar como excusa de sus tinieblas. A los tales les diría: “Sería mejor que bajaran enseguida y dejaran los muros de Sion hasta que lleguen a estar convertidos”… SSJ 17.3

Pero, ¿cuál es la razón de esas dudas, de esa oscuridad e incredulidad? Respondo: Estos hombres y estas mujeres no están en una relación correcta con Dios. No son honestos y sinceros con su propia alma. Han descuidado cultivar la piedad personal. No se han separado de todo egoísmo, ni del pecado y los pecadores. Han fallado en estudiar la vida abnegada y de renunciamiento de nuestro Señor, y han fallado en imitar su ejemplo de pureza, devoción y abnegación. SSJ 17.4

El pecado que los asedia fácilmente ha sido fortalecido por la complacencia. Por su propia negligencia y pecado se han separado de la compañía del Maestro divino… SSJ 17.5

Estamos comprometidos en una obra exaltada y sagrada. Los que profesan ser llamados para enseñar la verdad a quienes moran en tinieblas, no deben ser ellos mismos núcleos de incredulidad y de tinieblas. Deberían vivir cerca de Dios, donde puedan ser luz en el Señor. La razón por la cual no son luz, es porque no están obedeciendo la Palabra de Dios; por lo tanto, se expresan palabras de duda y de desánimo, cuando deberían escucharse sólo palabras de fe y de santa alegría.—Testimonies for the Church 2:513-516. SSJ 17.6

Loading

Más por Explorar

¿Quieres Saber más de nosotros?

ÚNETE A LA FAMILIA