OTRA MIRADA: Educación White

Tiempo de lectura: 5 minutos

Educar no es fácil. No hay manuales… ¿O sí? La autora cristiana Ellen G. de White ofrece valiosos consejos sobre numerosos temas como la salud o la espiritualidad, pero también sobre educación. En Educación White. Educación centrada en La Relación, el libro, recojo la esencia de todos los escritos de Elena G. de White sobre educación. Consejos que me han ayudado, y siguen haciéndolo, en la crianza de mis dos hijas. Ojalá este libro , del que comparto aquí la introducción, pueda ser de utilidad para muchos padres que buscan educar a sus hijos en el Señor, con amor y con especial atención en la relación.

Ya disponible el libro Educación White. Educación centrada en la relación, de Maijo Roth, en Publicaciones Adventistas. Entra AQUÍ

Escucha el pódcast de la entrevista realizada por HopeMedia – Radio Adventista, aquí:

No me preguntes cómo lo supe, pero crecí, desde niña, convencida en que la educación era mi única esperanza para un cambio de vida, un cambio de realidad y de destino.

Una búsqueda sincera del ideal, que luchaba por no radicalizarse en el camino. Crecí cerca de los escritos que nos enseñan sobre la educación según la perspectiva de la escritora cristiana, divinamente inspirada, Ellen G. de White, y de personas que los aplicaban de forma literal. No vi sabiduría ni inspiración en la mayoría de ellos. Sí pude ver, en cambio, lo que no quería repetir ni en mi vida, ni en la familia que soñaba formar.

Seguí durante años sin tener claro lo que necesitaba hacer. Caminé en una búsqueda diaria e intensa por comprender qué quería decirme Dios sobre la educación a través de Ellen G. de White. Tuve que aprender a leer sus textos en nuestros contextos, abrir mi mente para escuchar más opiniones, más estudios, más posibilidades. Y entonces, un día, se encendió una llama que no he podido apagar hasta hoy y que me empuja a compartir todo lo que he ido comprendiendo, sobre lo que he llamado «Educación White».

Recordando lo importante

Podría decir que todos estos descubrimientos se ordenaron cuando fui madre, en un intento por recordar lo importante. Convencida de que la inspiración que recibió Ellen G. White en todos sus libros, a veces difíciles de leer en nuestra época, englobaban principios educativos que la trascendían a ella, a mí y a todas las personas. Aquella búsqueda que había iniciado en mi adolescencia deseosa de aprender a vivir de forma diferente a mi familia de origen, se terminó de concretar durante mi maternidad.

Estos descubrimientos no están cerrados. Sé que apenas comienzan. Pero creo que he experimentado con mis hijas, lo esencial para compartirlos con la certeza de que pueden hacer una diferencia en la educación de cualquier niño.

Prácticamente, todas las ideas que mencionaré sobre Educación White han sido tomadas de los libros referentes de Ellen G. de White sobre educación, entre otros:

Educación cristiana

La educación

El deseado de todas las gentes

La conducción del niño

Consejos para los maestros

Mente, carácter y personalidad

El hogar adventista

El «espíritu» de la educación White

No encontrarás una estructura exacta de esos libros, ni una transcripción de párrafos literales. He navegado decenas de veces en esos libros, intentando comprender qué era lo que hacía una diferencia entre nuestra propuesta y las de otros sistemas educativos. No encontrarás una argumentación repleta de citas. Trato de compartir en ese libro “el espíritu” de la Educación White. Para encontrar las citas exactas que lo inspiraron, te invito a leer tu mismo aquellos libros.

En toda esta búsqueda he estudiado también de cerca varios métodos y colegios que son referentes en la actualidad. Por eso comencé a entusiasmarme cuando vi que todos transmitían algo que me sonaba conocido. Tenía la sensación de que ya lo había oído antes. Efectivamente. Todas esas ideas esenciales de una Educación que transforma o cambia el mundo, están en los escritos de Educación que Ellen G. White presenta. Pero, por alguna razón, nuestros ámbitos educativos se parecen muy poco a esas ideas originales ¿Qué nos ha pasado?

Tengo la impresión de que en lo que respecta a la educación, cada generación ha ido menospreciando un poco más esa luz, y ha ido perdiendo sus virtudes y valores distintivos. Por eso comparto aquí mi esfuerzo por comprender y explicar el espíritu con el que fue escrito. Intentando rescatar y sistematizar los principios educativos más importantes que puedan hacer una diferencia en la experiencia de aprendizaje. Buscando clarificar algunos pilares exportables tanto para una familia como para una institución educativa. Puede parecer algo pretencioso, lo sé. Pero serás más justo conmigo si lo ves -en cambio- como algo apasionado.

Así que ven, acompáñame en este viaje al mundo de la Educación White y permite que esta búsqueda apasionada encienda también algo nuevo en ti [1] .

La Educación White y sus escalones

Supongo que te has dado cuenta de que el apellido “White”, significa “blanco”. Me gusta este juego de palabras para aquellos que no conocen las creencias adventistas. Muchos de ellos, al leer “Educación White” en las redes, pueden pensar que se trata de una “Educación Blanca”. Es gracioso, pero a mí me gusta. Después de todo, no se trata de Elena, se trata de algo que la trasciende a ella y a cualquiera de nosotros, y me gustará que, en nuestras mentes, cuando hablemos de Educación White a lo largo del libro, nos quitemos la idea de una mujer de la época victoriana diciéndonos qué hacer en el siglo XXI. Será mejor que asociemos Educación White a una educación pura, por ejemplo. Una educación más parecida al ideal. Una educación inspirada por el mismo Creador.

Me propongo, entonces, ofrecerte esta primera parte de mínimos a máximos. Es decir, quisiera proponerte que ajustes vuestras metas para aplicar Educación White con expectativas realistas, intentando subir un escalón, luego otro y otro. Poco a poco. Para no renunciar a la primera que veamos un ideal demasiado alto (esto es lo que suele ocurrir al leer los libros de Ellen G. White) Ojalá, por el contrario, se despierte tu deseo de leer sus escritos con otros ojos. ¡Vamos a intentarlo!

Escalones de la educación White

El primer escalón que te propondré es conquistar, como mínimo, «el espíritu» de la Educación White en nuestras actitudes.

El siguiente escalón será clarificar e interiorizar «los pilares de la Educación White» descritos en el libro La Educación.

Y el tercer escalón a subir, en esta primera parte, será ser capaces de traducir en la vida práctica de nuestros niños y niñas, lo que implica adherirse al modelo de Educación White en los primeros años: Es decir, tener vidas que contagien y vivan la disciplina, rutinas y estilo de vida «White».

Después de que hayamos leído, releído y -ojalá- comenzado a aplicar esto en esos primeros años, podremos avanzar a los siguientes capítulos que presentan ya en profundidad herramientas que podrían transformar la experiencia educativa primaria y adolescente en una experiencia de Educación White.

Quizá un día el Señor también pueda decir de nosotros:

«¡Excelente! Eres un empleado bueno, y se puede confiar en ti. Ya que cuidaste bien lo poco que te di, ahora voy a encargarte cosas más importantes. Vamos a celebrarlo». [Mateo 25:23 (Versión en Lenguaje Actual)]

Autora: Maijo Roth , responsable de MIAF+ (Ministerio de Infancia, Adolescencia, Familia y 60+) de la Iglesia Adventista del Séptimo Día en España.

NOTAS:

[1] Introducción del libro de Maijo Roth, Educación White. Educación centrada en La Relación .

 

La entrada OTRA MIRADA: Educación White se publicó primero en Revista Adventista de España .
Escrito por Maijo Roth

Loading

Más por Explorar

¿Quieres Saber más de nosotros?

ÚNETE A LA FAMILIA