Misioneros Voluntarios inauguran nuevas congregaciones para los estudiantes de la Biblia

Blog junio 24, 2022
Escuchar el Post
Tiempo de lectura: 2 minutos
Nueva congregación “Central El Valle Anexo 22” de la provincia Huarochirí, Jicamarca.

Jóvenes Adventistas decidieron aceptar el desafío en dedicar un año de voluntariado para llevar esperanza, servir a la comunidad y plantar nuevas iglesias. “Un Año en Misión” (OYiM) es el nombre del proyecto promovida por la Iglesia Adventista del Séptimo Día. Esta iniciativa inspira a los jóvenes en evangelizar comunidades sin presencia adventista, con su vocación y dones.

Para ello, se capacitaron durante diez días en un club campestre “Bethel” en el mes de febrero y conocieron los desafíos de su servicio. En marzo partieron a diferentes ciudades del norte del Perú.

Lea también:

Caravana de embarcaciones fluviales llevará esperanza a las comunidades de la Amazonía peruana

Durante estos cuatro meses, los equipos vienen realizando diferentes acciones misioneras. Participan activamente de las campañas evangelísticas, se preocupan por la vida espiritual de la hermandad y traen nuevas personas para Cristo mediante el bautismo.

Testimonio del equipo de voluntarios en Jicamarca

Participar en este proyecto significa compartir esperanza, cumpliendo la misión sin importar las fronteras, barreras, ni límites. Estar disponibles para la causa de Dios” comentó Margiory Salinas, al contar su experiencia como misionera voluntaria en la zona de Jicamarca, Lima.

El equipo de misioneros de Jicamarca, está conformado por Amelia Natividad, Elizabeth Ayaypoma, Margiory Salinas y Fabiana Contreras liderado por el pastor Luis Sotelo. Gracias a su trabajo y constancia en este lugar, más de 70 personas entre adultos y niños, aceptaron estudiar la Biblia.

Al inició se reunían casa por casa de sus estudiantes de la Biblia. Sin embargo, Dios proveyó lugares para sus reuniones de cada Sábado, inaugurando nuevas congregaciones que acogerán a los nuevos estudiantes de la Biblia.

Cabe recalcar, que esta misma labor vienen realizando diferentes equipos en el norte peruano. Viviendo experiencias de fidelidad a Dios e impartiendo el mensaje de salvación con otros, una aventura evangelística que aún no finaliza.

Margiory y Elizabeth, misioneras voluntarias, con sus estudiantes de la Biblia.
Congregación “Filial Nueva Molina” de la provincia Huarochirí, Jicamarca.

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Ya que has encontrado útil este contenido...

¡Síguenos en los medios sociales!

¡Siento que este contenido no te haya sido útil!

¡Déjame mejorar este contenido!

Dime, ¿cómo puedo mejorar este contenido?

Deja un comentario