Domingo 25 de Diciembre de 2022 | Matutina para Jóvenes | Un bosquejo de oración

Tiempo de lectura: 2 minutos

Un bosquejo de oración

«Vosotros, pues, oraréis así: “Padre nuestro que estás en los cielos, santificado sea tu nombre”». Lucas 11: 2, RV95

El Padrenuestro es un conjunto de seis peticiones o temas que Jesús presentó como modelo de oración. Se encuentra dos veces en la Biblia, en Mateo y Lucas. En Mateo 6: 5 al 15 Jesús toma la iniciativa de enseñarnos a orar. El Padrenuestro aparece en el contexto del Sermón del Monte. Allí Jesús habló de las bienaventuranzas (Mateo 5: 1-12), de la luz del mundo (Mateo 5: 14-16), de la actitud de Jesús con relación a la Ley (Mateo 5: 17-20) y sobre los mandamientos (Mateo 5: 21-37), y en el capítulo 6 también reprochó a quienes habían convertido la oración en un hábito totalmente externo (Mateo 6: 5-8) y les recomendó orar en secreto y con toda sencillez.

En Lucas 11: 1 al 5 los discípulos son testigos de la vida devocional de Cristo. Por eso, le realizan la petición: «Enséñanos a orar» y, como resultado, Jesús les presentó el Padrenuestro (Lucas 11: 2-4). Los rabinos de la época enseñaban comunicando núcleos de verdades. Formaban una lista de temas y para cada tema ofrecían un bosquejo. Era una costumbre de los maestros de la época enseñar a sus discípulos a orar, al parecer le daban un bosquejo para hacerlo y estos fielmente seguían ese patrón. Lo interesante es que ese bosquejo les daba la oportunidad de pasar una hora orando. Por eso, en el relato de Lucas, dice que el discípulo que hizo la solicitud agregó: «como Juan enseñó a sus discípulos a orar».

Ahora bien, Jesús había dicho que «al orar no repitan ustedes palabras inútiles, como hacen los paganos, que se imaginan que cuanto más hablen más caso les hará Dios» (Mateo 6: 7). Así que resulta claro que Jesús no pretendía que el Padrenuestro se recitara palabra por palabra. Por eso, las expresiones que empleó en ambas oraciones no son exactamente iguales en Mateo y Lucas. Además, ni Jesús ni sus discípulos se ciñeron rígidamente a las palabras del Padrenuestro en sus oraciones posteriores. El Padrenuestro es un bosquejo de oración: promesas, prioridades, provisión, relaciones, poder.

Hoy, al iniciar el día tienes la oportunidad de comunicarte con el Señor mediante la oración, pero adaptándola a tus necesidades, a tu forma de ser, a tus sueños y a tu relación personal con el Señor. Por eso, el mensaje de @Dios para ti hoy es: «El Padrenuestro es un bosquejo para que te comuniques conmigo en oración. Hoy quiero escucharte y que tú me escuches mediante la oración».

Loading

Más por Explorar

¿Quieres Saber más de nosotros?

ÚNETE A LA FAMILIA